Psicoterapia Individual

En ocasiones nos encontramos ante situaciones y emociones que nos sobrepasan. Nos sentimos incapaces de salir por nosotros mismos y el sufrimiento se instala en nuestro día a día. Es el momento de solicitar la ayuda de un profesional que arroje luz sobre  la comprensión, el tratamiento y la superación de tus dificultades. Este paso hacia adelante supondrá una mejor compresión de uno mismo y de los mecanismos que subyacen a según qué respuestas, saliendo por tanto fortalecido del proceso terapéutico. 

Dependiendo de la demanda que realiza el cliente, el psicólogo clínico analiza qué factores están influyendo en el comienzo y el mantenimiento de los síntomas psicológicos o situaciones conflictivas a tratar por lo que cada caso es diferente y único. Así, se realiza una evaluación sistemática que incluye pruebas psicométricas estandarizadas, entrevistas clínicas y análisis de la historia psicobiográfica. Tras un cuidadoso análisis e integración de los resultados de la evaluación, se presentan las hipótesis del inicio y mantenimiento del trastorno o síntomas a tratar y se plantean los objetivos terapéuticos, los cuales se adecuan a la demanda realizada y a los resultados de la evaluación psicológica.

Mi trabajo terapéutico cobra sentido en un espacio de colaboración basado en establecer una relación de empatía y calidez donde la persona se sienta aceptada y segura para desplegar la riqueza de su mundo interior. Esta alianza terapéutica sirve como base desde donde poder explorar formas alternativas de enfrentarnos a las dificultades que nos traen sufrimiento o malestar. Así, el terapeuta provee el escenario adecuado y los instrumentos necesarios para que sea el individuo, como protagonista, el que  avance hacia la resolución de sus dificultades.

Todo con el objetivo de recuperar el equilibrio y el bienestar emocional perdido fortaleciendo y adquiriendo recursos personales que quedan ya integrados en la persona.

 

Adultos

Chica cruzando un puente

Las personas adultas nos encontramos actualmente en una sociedad muy exigente que requiere de muchos recursos psicológicos de adaptación y planificación, donde el creciente estrés y la competitividad hacen estragos en la salud mental de los individuos. Así mismo en la edad adulta pasamos de forma inevitable por crisis vitales como pérdida de parejas, cambios de trabajo o domicilio, pérdida de seres queridos, relaciones con nuestros hijos, familiares, amigos y compañeros de trabajo conflictivas que pueden requerir de la ayuda de un profesional para que brinde el apoyo necesario que nos ayude a encontrar el equilibrio perdido y recuperar el bienestar.

Leer más

Adolescentes

La adolescencia está considerada como una etapa del desarrollo donde se producen multitud de cambios tanto a nivel  físico como emocional y psicológico que desembocarán en el paso a la edad adulta. Hoy en día la adolescencia se ha alargado considerablemente y debido a las características de nuestra sociedad al adolescente le cuesta más que nunca autoafirmarse y superar su crisis de identidad. Simboliza la búsqueda de identidad, de un sitio en nuestra sociedad.

Leer más

Niños

En los últimos tiempos han aumentado considerablemente los problemas de conducta de los niños en el hogar familiar. Desobediencia, rabietas, mentiras o agresiones que aparecen de forma temprana y van aumentando si no ponemos límites de forma adecuada. Con este tipo de conductas la familia pierde la armonía y se ve envuelta en un conflicto constante donde muchas veces nos sentimos desautorizados e impotentes. En ocasiones es suficiente aprender unas pautas adecuadas para aplicar a nuestros hijos y un entrenamiento en técnicas de modificación de conducta que, aplicadas con consistencia y regularidad, se traducirán en una mejoría de estas conductas no deseables, volviendo a reinar la armonía y el juego en casa.

Leer más



Comparte esta página en:

twitter sharefacebook sharelinkedin sharegoogle plus shareemail sharewhatsapp share